La chica de los ojos turquesa – Jonaira Campagnuolo


Me complace presentar la novela La chica de los ojos turquesa, una lección de vida en forma de novela. Jonaira Campagnuolo, de la mano de Click ediciones, nos sorprende con esta historia, donde los sentimientos están a flor de piel.

Jeremy es el típico universitario popular: guapo, sexy y siempre rodeado de chicas. Es un nadador con muchas medallas y buenas valoraciones, un buen estudiante  y el ligón más codiciado por las mujeres Con sus amigos vive la vida a tope, disfrutando la juventud sin límites. El día que su hermana pequeña le pide consejo sobre sexo todo su mundo da un giro. Necesita ayuda y por su virginidad acude a Kate.

Kate es una estudiante ejemplar. Solo tiene dos amigos, su vida gira en torno a ellos. Le gusta pasar desapercibida por su personalidad introvertida, la cual se forja en su adolescencia, cuando ella sufre acoso escolar. Aunque trata de fingir que eso no la ha afectado, sus reacciones siempre tienen un rastro de miedo.

Claire es la hermana de doce años de Jeremy. Ella será la que sin saberlo unirá a la pareja, pues juntos harán lo imposible por evitar que pierda su virginidad obligada por sus amigas.

Los ataques de las mujeres que rodean a Jeremy harán que el caparazón de Kate se rompa. Los celos y miles de situaciones inesperadas colocaran a la pareja al borde del precipicio. Con la intervención de los amigos de los dos lograran desentrañar una serie de sucesos, que los llevará a un final de lo más insólito.

Mi valoración es un cuatro. Es una novela muy bien documentada que te pone los pelos de punta en ciertos momentos. El tema del acoso escolar es delicado. Todos somos conscientes que lo hay y siempre lo hubo, pero hoy en día con las redes sociales se ha tornado mucho más complicado. Por la forma de hacer referencia a ciertas situaciones, parece que la escritora sabe bien de lo que habla. como si lo hubiese sufrido… Es un libro que más de uno debería leer, para ser consciente del poder de las palabras. Cuando muchos dicen las cosas por decir, sin ser conscientes del daño que hacen, o simplemente por el placer de hacer daño, deberían pensar que no todos tienen la misma fortaleza.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s